Operación Relámpago desarticuló presunta red delictiva dedicada al delito de receptación, en Portoviejo

Con el fin de combatir la comercialización de objetos que se encuentran sin el sustento legal, la Policía Nacional, con el aval de la Fiscalía, realizó la ‘Operación Relámpago’, que tuvo como resultado la detención de seis presuntos integrantes de una organización delictiva y la incautación de 3.364 piezas automotrices y un arma de fuego.

El personal de la Policía Judicial y la Brigada Anticriminal (BAC) efectuaron por varias semanas operaciones básicas de inteligencia y análisis del Cuadro de Mando Integral (CMI), en lo que respecta al robo de accesorios, comercialización de repuestos, robo de vehículos y motocicletas. Con la suma de estos datos más información reservada, establecieron la existencia de una organización delictiva dedicada a cometer el presunto delito de receptación, en la capital manabita.

También consideraron la situación de que cuando se sustraían algún vehículo o motocicleta, procedían a extorsionar a los propietarios, solicitando fuertes cantidades de dinero y si estos no accedían, comercializaban las partes automotrices en el mercado negro a nivel local y nacional.

 

Operativo

Con estas premisas, los agentes policiales coordinaron con la Fiscalía y la Unidad Judicial Penal de Manabí para desarticular dicha organización. Es así que a las 17h00 de este martes 22 de diciembre, el personal de la Policía Judicial, BAC, Grupo de Operaciones Especiales (GOE), dos agentes Fiscales, representantes del Servicio de Rentas Internas (SRI) y el Comisario de Policía ejecutaron el operativo.

Se allanó siete inmuebles en diferentes sectores del cantón Portoviejo, logrando la detención  de Pedro D.Z., quien registra antecedentes penales por asociación ilícita y robo sistemático; Raúl L.P.; Luis A.T.; Mercedes D.; Juan G.L. y Luis P.C.

 

Allanamientos y evidencias

En tres inmuebles ubicados en la avenida del Ejército y Primera Transversal se halló 18 motores, 100 barras de suspensión, 50 fundas de corona, 30 aros de neumático, 50 tambores de freno, 60 platos de embrague, 60 discos de freno, 60 cardanes, 500 puntas de eje, 200 barras estabilizadoras, 200 coronas, 100 cigüeñales, 300 puntas delanteras, 100 cremalleras, 400 amortiguadores, 305 cajas de cambio y 500 pistones.

En un cuarto inmueble situado en la vía a Manta, se localizó  una pistola marca Protector color café, calibre 1.8 milímetros, ocho memorias de vehículo, una radio y una caja con piezas de engranaje.

En los inmuebles cinco y seis, ubicados en la calle Jazmín y Tulipanes se encontró una llanta con aro, ocho aros de neumáticos, una caja de metal de herramienta, 9 coronas, 2 coronas con eje y tambor, 9 ejes, 4 suspensiones, 10 ejes de transmisión, 8 ejes de corona, 4 propulsoras, 11 tapas de tambor, 3 tachos plásticos con herramientas en su interior, 2 sacos con herramientas, 10 cajas de cambio. En el último allanamiento en la calle Alajuela y Primera Transversal se halló 249 amortiguadores, 41 resortes o espirales, 2 terminales, 135 rotulas, 6 discos de embrague y 6 discos de freno.

 

Clausura y prisión

En el procedimiento se verificó la legalidad de los locales, identificación del representante legal, actividad económica principal, comprobantes de venta, documentación tributaria y  permisos de funcionamiento. El Comisario de Policía clausuró los inmuebles 1, 2, 3 y 7 debido a que no contaban con los permisos de funcionamiento. El personal de Criminalística fijó los indicios que quedaron bajo custodia policial.

Los detenidos fueron puestos a ordenes de las autoridades y en enero se realizará la audiencia de juzgamiento. /Redacción Manabí.


 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *