Unidad Educativa Uruguay de Portoviejo será parte del programa ‘Escuela Segura’

La Policía Nacional, por medio de la Policía Comunitaria realizará durante este año lectivo un trabajo integral en la Unidad Educativa Uruguay, como parte del programa Escuela Segura, que pretende minimizar cualquier tipo de riesgo que exista dentro o fuera del plantel.

Para aquello, ya se cuenta con  el aval de las autoridades de educación. La labor iniciará con la socialización del programa a los padres de familia, docentes y estudiantes. Luego se conformarán brigadas que estén enfocadas a la seguridad, primeros auxilios y al control del pasillo, bar y baños en el interior del establecimiento. Las brigadas estarán conformadas por estudiantes y docentes.

“Tenemos un lapso de 15 días para ir analizando los perfiles de cada uno de los integrantes que serán miembros de cada una de las brigadas”, dijo el sargento Williams Salas, policía comunitario del subcircuito Cerezos 1.

El lunes 4 de julio que fue la inauguración del año lectivo aprovechó para dar a conocer esta iniciativa a todos los presentes.

Capacitaciones y monitoreo

Esta labor preventiva de la Policía Comunitaria será apoyada con capacitaciones brindadas por el personal de la Jefatura Antinarcóticos de Manabí  y de la Dirección Nacional de Policía Especializada para Niños, Niñas y Adolescentes (Dinapen).

El sargento Salas mencionó que se hará constante monitoreo y vigilancia, principalmente en el receso, cuando se presume que los estudiantes tienen mayor riesgo, entonces van a tratar de minimizar aquello con la presencia policial, previa autorización de las autoridades de educación.

Todos los años en cada subcircuito policial se escoge una unidad educativa para implementar el programa, ahora se vio que era necesario ejecutarlo en esta Unidad Educativa por niveles de vulnerabilidad en el estudiantado. “Queremos prevenir el microtráfico, evitar riñas callejeras y robos. También que los padres de familia, docentes y alumnado se sientan seguros, vayan y salgan tranquilos de su colegio. Este programa es muy importante porque nos unimos Policía Nacional, ciudadanía y autoridades”, afirmó el teniente Luis Pérez, jefe del subcircuito Cerezos 1.

En el 2015 los policías ejecutaron este programa en la Unidad Educativa México, dejando buenos resultados y experiencias. Ahí contaron con el respaldo del rector Luis Jaramillo, quien apoyó las actividades que se desarrollaron.

“En cierta ocasión se aisló a un menor de edad que se le encontró sustancia estupefaciente, a raíz de este aislamiento, el colegio volvió a su normalidad. Todos los estudiantes sabían que les pasaba si se les encontraba algo prohibido”, comentó el sargento Salas. /Redacción Manabí.


 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *